Mi opinión acerca de «Cosmos».

viernes, 14 de marzo de 2014

Sé que ahora mismo lo último que necesita la blogosfera es otro artículo de opinión acerca del nuevo Cosmos de Neil deGrasse. No hay más que hacer una búsqueda para ver que hay millones de resultados, miles de blogs y páginas comentando el tema. Pero bueno, pocas veces pasa algo así de relevante en el mundo de la divulgación, por lo que no veo mal que todo el mundo aporte lo que pueda en la difusión de este tipo de contenidos.



No pude ver el Cosmos original de Carl Sagan cuando se emitió por primera vez, allá por 1980. Más que nada porque mi padre tenía 17 años en aquel entonces, y creo que ni siquiera tenía en mente tener hijos con esa edad. Así que, como todos los que nacimos después de aquel año, he visto la serie un poco tarde. La verdad es que es una espina que he tenido siempre clavada: no poder ver la serie con los ojos de alguien que la hubiese visto por primera vez cuando se emitió. Cuando cumplí cinco años ya había películas que dejaban a Cosmos a la altura de una producción de bajo presupuesto –en cuanto a efectos visuales se refiere–, así que nunca me llevé la primera impresión que pudo sentir alguien no acostumbrado a ese tipo de producciones. Pero dejando detalles sin mucha importancia a un lado, Cosmos me maravilló. No por la forma (que tampoco pretendo desmerecer, ojo) sino por el contenido.

Seguramente, muchos habrán oído hablar de Neil deGrasse hace poco. Es difícil que pase desapercibido. No sólo por el documental, sino también por la autofoto aquella que compartió con Obama y Bill Nye, que permitió a muchos hablar sin decir gran cosa (sobre todo en las redes sociales). En mi caso, poco después de ver Cosmos (allá por 2009) oí hablar de Neil deGrasse Tyson. Fue en un vídeo de la ya desaparecida (más bien, metamorfoseada) Amazings: «Si los aliens te abducen, trinca un cenicero». La primera impresión que me llevé fue que este hombre era más un showman que un científico. Y no precisamente porque demostrase carencia de conocimientos (todo lo contrario), sino por su soltura en el escenario. Se movía, hablaba, actuaba como un presentador que llevase años orando en público. Además, tenía sentido del humor y una voz que cualquiera podría haber supuesto que era la de un locutor de radio. Y cómo no mencionar sus corbatas.


Desconozco cuánto tiempo llevaba el señor Tyson dando charlas y hablando ante grandes multitudes, pero desde luego ya en 2010 se le veía madera de divulgador. De muy buen divulgador. Y a día de hoy lo está demostrando, con su papel como presentador del documental.

Al ver el primer capítulo, lo primero que destaca (e imagino que pasó algo similar en 1980) son los efectos visuales. La verdad es que a día de hoy cuesta encontrar documentales de semejante calidad, salvando alguna que otra excepción. Dejando esto aparte, la primera entrega del documental recibió algunas críticas. Hubo quien dijo que había varios fallos a nivel de contenido, aunque en mi opinión no se trataba sino de lenguaje poético (como eso de los "átomos del tamaño de estrellas" en referencia a las estrellas de neutrones, imagino). Y digo esto tras haber visto el capítulo una vez sólo, que conste. Aquí hay algo sobre lo que me gustaría hacer un comentario.

¿Es realmente necesario que un documental de este tipo sea totalmente riguroso con lo que se dice? ¿O es conveniente intentar atraer la atención de tanta gente como sea posible en base a sacrificar un poco la rigurosidad? Yo creo que es preferible lo segundo. El objetivo de las producciones como Cosmos, más que informar (para lo cual ya existen otros medios mas adecuados) es hacer fantasear al espectador. Hacer que un niño de 10 años se maraville leyendo un libro sobre astrofísica lleno de ecuaciones debe ser complicado. Asombrarlo con un documental visualmente impresionante que muestra las virtudes de la ciencia, es otra cosa. Es fundamental que los más pequeños sientan que la ciencia, en cualquiera de sus facetas, es algo por lo que merece la pena estar años preparándose, estudiando, y creciendo como persona. No van a ganarse la vida con lo que aprendan en ese documental, eso está claro. Y sin embargo, si les cala lo suficiente, puede que la llama que quede encendida tras sentirse maravillados sea lo que les impulse a ser los que amplíen las fronteras del conocimiento humano.



No pienso poner cifras. No me interesa gran cosa cuánta audiencia tuvo la serie en Estados Unidos (aunque ya he leído que fue mucha), ni cuál ha sido su acogida en España. Son sólo cifras que no dicen gran cosa. Creo que comprobar cómo la serie sigue siendo descargada, vista y comentada con el paso de los años será un mejor indicador de su calidad que un par de numeritos provisionales.

¿Va a ser este remake tan influyente como su serie antecesora? No lo sé. Lo único seguro es que a mí, personalmente, me dejó con ganas de más.

Nota. El blog estrena diseño. Me ha gustado el resultado, en la página Acerca de... doy más detalles. Espero que los pocos que se pasan por aquí con cierta asiduidad lo consideren también un cambio a mejor. ¡Un saludo!

4 comentarios:

  1. Como podríamos saber un minimo del universo si estamos tan preocupados de trabajar para poder sobrevivir aca en la tierra ?
    Este programa nos abre la mente a un nuevo pensar, un mejor vivir, un descubrir y dejarnos llevar por nuestra imaginación en un viaje por los rincones mas increíbles que nos deparan los nuevos descubrimientos del universo.
    Gracias por tan fascinante compartir de datos, imágenes, descubrimientos, ideas, esperanzas, aprendizajes en este fantástico progama llamado COSMOS.
    Ademas que la extraordinaria narración del señor Neil deGrasse Tyson, hace este programa sea serio, creible y porque no decirlo muy atractivo e interesante para la audiencia.

    Saludos de un Chileno

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!

      Escribí esta entrada tras ver el primer capítulo, y ahora (que aún me queda por ver el último, pero ya tengo una mejor idea del conjunto) puedo decir que me gusta más que el original. Quizás sea sólo cuestión de épocas, pero no puedo evitar sentir que el Cosmos de Carl Sagan estaba hecho para otras personas (y no quiero decir que no me guste, que conste). Estoy de acuerdo contigo, es un muy buen documental.

      Un saludo, y gracias por comentar.

      Eliminar
  2. Hola, puedo usar la imagen del gas en movimiento para el concurso cienciaclip

    ResponderEliminar

Si hay algún error, o conoces algún hecho que merezca la pena mencionar, ¡hazlo! Deja un comentario :D